Regalo de México a Guatemala

El Petén, un regalo de México a Guatemala

Como comenté en publicación anterior “Mutilaciones de la Provincia de Yucatán“, éste es un extracto basado en la obra de don Bernardino Mena Brito.

Una de las desmembraciones de territorio yucateco fue la zona conocida como “El Petén”. Fue cedido a Guatemala por el gobierno de México en 1882.

Regalo de México a Guatemala

En ese año se celebraron tratados de límites entre México y Guatemala. De una forma bastante sospechosa, se entregó a Guatemala el territorio del Departamento del Petén. Representa una extensión de superficie de 36,033 kilómetros cuadrados.

   

Históricamente el Departamento del Petén perteneció a la Capitanía General de Yucatán, derecho reconocido por la Corona Española. La conquista del lugar se debió a don Martín Ursúa con fuerzas armadas exclusivamente yucatecas.

Regalo de México a Guatemala

Cuatro años después de la Conquista, los hechos fueron narrados por el historiador don Juan de Villagutierre y Soto Mayor así: “La mano de la Providencia había reservado a los soldados de Yucatán la gloria de plantar en El Petén el estandarte de la civilización“.

Todo el Departamento del Petén era poblado por la tribu maya de los Itzáes. El Petén, un regalo de México a Guatemala. Siempre perteneció a la Capitanía General de Yucatán y nunca a la de Guatemala.

Como consecuencia del movimiento armado conocido como la “Guerra de Castas” (1847-1902), la zona estuvo incomunicada. Esto fue una oportunidad que aprovechó Guatemala para hacerse de ese territorio.

Don Crescencio Carrillo y Ancona

Fue el presbítero don Crescencio Carrillo y Ancona en 1874, quien elaboró un estudio concerniente a los límites territoriales del estado de Yucatán. Fueron expuestos al Gobierno Federal y publicados por la Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística.

   

El Gobierno Federal ocho años después, sin considerar la opinión del gobierno de Yucatán en las discusiones ni considerar los estudios históricos y geográficos ya comentados, celebra un tratado de límites territoriales, cediendo ese territorio. Estos tratados, según el autor, se llevaron de forma precipitada y sigilosa.

La República de Guatemala ya había efectuado un tratado de límites con Inglaterra, respecto de la colonia de Belice desde abril de 1859.

Los límites del territorio del estado de Yucatán originalmente llegaban hasta el Río Sarstoon.

   

El límite: el Río Sarstoon o Sarstún

Una evidencia acerca de los límites anteriormente mencionados, está en lo que dice el historiador Néstor Rubio Alpuche, referente a la expedición del Gobernador de la Capitanía General de Yucatán, don Manuel Salcedo en 1737, contra Belice: “Cuando creyó el Gobernador que todo estaba concluido hizo embarcar sus fuerzas y se dirigió rumbo al mediodía, según instrucciones de la Corte, para reconocer los lugares de la costa sur de la bahía de Honduras, que por aquella época era frecuentada por holandeses. VISITÓ LOS ÚLTIMOS LÍMITES DE YUCATÁN QUE LLEGABAN HASTA EL RIO SARSTOON: en este punto hizo volver a Campeche la fragata de guerra con todas sus presas, y con el resto de las embarcaciones siguió adelante a cumplir con la orden recibida.

Regalo de México a Guatemala

Según Mena Brito, la afirmación de Rubio Alpuche puede confirmarse en la carta que el Gobernador Salcedo dirigió al Rey sobre este asunto. Igualmente se puede consultar la Historia de las Relaciones de México y Belice escrito por don Manuel Peniche.

Este tratado que despojó a Yucatán de más de 36,000 km2 fue desesperado para fijar unas fronteras sin conflictos, sin que éstos hubieran de forma grave.

Tampoco hubo una compensación ni mucho menos una muestra de agradecimiento. Justo después del tratado, Guatemala emprendió una campaña de odio en contra de México.

Extracto elaborado por Humberto Sánchez Baquedano basado en el libro “Historia de las desmembraciones del Estado de Yucatán efectuadas por el Gobierno Nacional” de don
Bernardino Mena Brito (1954)

Vea imágenes actuales de la ex-hacienda henequenera Lepán:

Ex-hacienda henequenera Lepán